Hacer de las enfermedades no transmisibles (ENT) la máxima prioridad de la agenda global

En septiembre de 2011, la United Nations (UN) celebró en Nueva York una Reunión de Alto Nivel sobre las ENT, incluidas las enfermedades cardiovasculares (ECV), el cáncer, la diabetes y las enfermedades respiratorias crónicas. Ésta era la segunda vez en su historia que la UN celebraba una cumbre sobre un problema de salud y sus objetivos fueron los siguientes:

  • Reconocer el impacto de las ENT, que son la causa de dos tercios de todas las muertes* del mundo
  • El reconocimiento del impacto de las ENT, no solo como un problema de salud sino también como una de las principales cargas económicas y un obstáculo al desarrollo y la sostenibilidad globales

El resultado del encuentro fue una Declaración Política (descárguese Acrobat Reader para poder visualizarla) que firmaron todos los Estados miembros de la UN y que representa ahora la hoja de ruta de las ENT. La primera medida derivada de la Declaración tuvo lugar en mayo de 2012, cuando la World Health Assembly (WHA) adoptó un objetivo global:

25% reduction in premature mortality from CVD 25% reduction in premature mortality from CVD